Durante las fiestas navideñas, muchas veces es difícil seguir con el estilo de vida saludable, las recomendaciones nutricionales establecidas, pautas alimentarias, la rutina de realizar ejercicio físico, etc. Las comidas no son equilibradas y saludables, excesivamente calóricas y ricas en grasas, azúcares, por no mencionar el aumento en el consumo de alcohol y postres dulces. Las sobremesas se alargan, y que mejor que un picoteo durante horas en base de alimentos hipercalóricos.

Todo esto, pasa factura y no sólo en el peso y composición corporal, sino en el estado de salud en general produciendo más sensación de fatiga, apatía, falta de energía, sensación de plenitud constante, problemas digestivos e intestinales.
Después de las fiestas navideñas, os proponemos unos consejos para volver a tener un óptimo estado de salud y adoptar un estilo de vida saludable:

branemark-lleida-bombones

1.- No seguir consumiendo los alimentos hipercalóricos. Muchas veces, es frecuente que las fiestas navideñas hayan acabado y todavía haya productos ricos en azúcares, grasas y calorías en la despensa. Para evitar que caduquen y se echen a perder se siguen consumiendo durante semanas después de estas fiestas. Los consejos son que no se compren estos productos en exceso, y se realice una planificación con anterioridad de las fiestas para evitar que después os encontréis con este problema. El consumo de dulces, turrones, pasteles… producen graves problemas de salud. Si os encontráis en este caso, lo mejor que se puede hacer es seguir los consejos y o bien guardarlos por el próximo año (si son productos con fecha de caducidad muy larga), no tenerlos a la vista para evitar caer en tentaciones, o bien no estaría de más hacer algún donativo a alguna ONG.

2.- Realizar ejercicio físico es muy importante que como mínimo, se realice alguna actividad física como andar, ir en bicicleta, natación, correr, deportes diversos… 30 minutos al día de media.

branemark-lleida-hidratacion

3.- Hidratación es muy importante este tema, dejar de lado el consumo de alcohol y bebidas gaseosas y/o azucaradas. El consumo de agua ayuda a eliminar la retención de líquidos producida por los desajustes durante las fiestas, las toxinas acumuladas en el organismo.

4.- Aumentar el consumo de frutas y verduras, la mayoría de frutas y verduras (sobre todo las de hoja verde) son ricas en potasio, hecho que ayuda a eliminar las toxinas, retención de líquidos y a “depurar” el organismo. También son ricas en fibra por lo que ayudará a tener un ritmo intestinal más regular. Las frutas se pueden consumir como postres, entre comidas, e incluso, antes de las comidas si así se desea. Las verduras, se recomienda consumir 1 ración al día en forma de verdura cruda y 1 ración al día de verdura cocida.

branemark-lleida-consejos-alimentacion

5.- Aumentar el consumo de yogures, los yogures son productos prebióticos, por el que ayuda a regenerar la flora intestinal. Esta es la encargada de proporcionar vitaminas, sustratos energéticos a las células del colon y ayudar a regular el tránsito intestinal. Se está descubriendo que la microbiota intestinal interviene en muchos procesos patológicos como el sobrepeso y obesidad, diabetes, trastornos metabólicos… por el que se tiene que consumir estos productos de forma regular, siempre que no se tenga algún tipo de alergia y/o intolerancia.

6.- Acudir a un profesional, si con los consejos anteriores no es suficiente, podéis acudir a un profesional que os planifique un menú nutricional adecuado a vuestras necesidades, aconseje y apoye durante este proceso.

 

 

MinervMinerva Granado, nutricionista - Branemark Lleidaa Granado

Nutricionista